Cumbre MERCOSUR aprueba nueva Declaración Sociolaboral

Cumbre MERCOSUR aprueba nueva Declaración Sociolaboral Brasilia 2015

En el marco de la XLVIII Cumbre MERCOSUR celebrada en Brasilia, las Presidentas y los Presidentes de los Estados Partes del Mercado Común del Sur suscribieron, la nueva Declaración Sociolaboral del bloque regional con miras a fortalecer la perspectiva de consolidar el empleo y el trabajo decente como proceso de integración regional.

La Declaración amplía y actualiza la Declaración de 1998, que propone fortalecer la “perspectiva de consolidar el empleo y el Trabajo Decente como elemento direccionador de un proceso de integración regional con equidad y justicia social”, afirmando los “derechos laborales y sociales”.

Los Estados Partes destacan que la plena vigencia de los valores democráticos solamente es posible en una sociedad altamente participativa e inclusiva, en los ámbitos político, económico, social y cultural, cuya construcción requiere necesariamente del compromiso de todos los sectores para un modelo de desarrollo equitativo y comprometido con la creación de trabajo como factor determinante para enfrentar la pobreza y fortalecer la gobernabilidad democrática

En cuanto al trabajo decente los Estados Partes se comprometen a formular y poner en práctica políticas activas de empleo productivo, en consulta con las organizaciones más representativas de empleadores y de trabajadores articuladas con políticas económicas y sociales. Asimismo elevar las condiciones de vida de los ciudadanos.

De igual forma, los mandatarios regionales acordaron promover el desarrollo sustentable en la región, estimular la creación y el desarrollo de empresas sustentables, promover el crecimiento de los mercados internos y regionales y el fortalecimiento de la competitividad de las empresas sustentables para el acceso a los mercados internacionales.

En lo que se refiere a los derechos individuales el documento destaca el compromiso para garantizar la igualdad afectiva de derechos, el tratamiento de las oportunidades de empleo en la ocupación sin distinción a la exclusión por motivo de sexo, etnia, raza, color, nacionalidad, orientación sexual, identidad de género, edad credo, opinión y actividad política y sindical, ideología, posición económica o cualquier otra condición social, familiar o personal.

Mención especial merece el hincapié que hace en la igualdad de trato entre hombre y mujeres y la responsabilidad de los Estados de “eliminar el trabajo forzoso y prevenir y erradicar el trabajo infantil”.

 

Aquí puede leer el documento completo en portugués